27 de julio de 2017

Edición 4336. ISSN 1667-8487

Próxima Actualizacion:
28 de julio de 2017

Un concurso con demasiadas sospechas en Salta

Tras la decisión del gobernador Urtubey de rechazar todas las ternas de magistrados para cubrir vacantes en la Cámara Civil y Comercial, la Corte provincial ordenó retrotraer el concurso por la falta de cumplimiento de los términos fijados y ante el cambio de criterio de evaluación. Los jueces afirmaron que las irregularidades “le quita credibilidad al proceso concursal”. 

Consejo de la Magistratura de Salta
Crédito: Consejo de la Magistratura de Salta
 Diario Judicial

Por: Diario Judicial


El concurso para cubrir las cinco vacantes en la Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial de Salta sigue dando que hablar tras la decisión del gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, de rechazar todas las ternas de magistrados enviada por el Consejo de la Magistratura local.

Ahora fue el turno de los jueces de la Corte de Justicia de Salta, quienes ordenaron retrotraer el concurso. En este sentido, el Consejo de la Magistratura provincial “deberá retrotraer” el proceso estableciendo un “nuevo cronograma de fechas para las evaluaciones escritas y las entrevistas en forma sucesiva,  dándose la publicidad correspondiente tanto en el Boletín Oficial como en los diarios de circulación”.

Los magistrados consideraron que “se tendrá como participantes a todos los concursantes oportunamente inscriptos, excepto los cinco profesionales, que renunciaron antes del 22 de noviembre de 2016; dejando sin efecto todos los actos administrativos posteriores por ser nulos de nulidad absoluta”.

De esta forma, la Corte “ad hoc” revocó el fallo del Tribunal de Juicio que rechazó el amparo interpuesto por una participante a raíz de presuntas “irregularidades” como, por ejemplo, la alteración del cronograma establecido una vez que se había publicado oficialmente, el cambio de criterio de evaluación, y la reducción de entrevistas. 

“Ante una situación excepcional en que se integraron inusitadamente las ternas de una manera diferente a lo que reglamentariamente correspondía, las facultad constitucional de elegir cede ante el interés general y la transparencia, debido a que el prestigio de la magistratura solo podrá recuperarse cuando no existan motivos de hesitación que ensombrezcan determinados procedimientos como por ejemplo, la selección de jueces”.

El Máximo Tribunal salteño destacó que “el cronograma de un concurso en el Consejo de la Magistratura es un paso esencial en el proceso de selección” y que su alteración, sin motivos fundados y valederos, “le quita credibilidad al proceso concursal”.

En la misma línea, el Ejecutivo provincial razonó que “concurren circunstancias suficientes y justificadas que autorizan, de manera excepcional, a rechazar en su totalidad la terna propuesta por el Consejo de la Magistratura y solicitar la apertura de nuevos concursos para cubrir las vacantes".

Urtubey señaló que “la regularidad y transparencia de los actos de gobierno constituyen un pilar esencial del sistema republicano y democrático y, por ende, hacen a la esencia misma del Estado de Derecho, correspondiendo a todos los poderes del Estado velar incansablemente por su cumplimiento”, y resaltó: “La transparencia constituye presupuesto de validez del todo el obrar estatal en general y del proceso de selección magistrados en particular (…)”.

visitas

¿LE GUSTÓ LA NOTA?

SI: 75%
Muchas gracias por su participación
NO: 25%
¿En serio? haga click aquí y cuéntenos porque

Relacionadas: