Internet / Noticias por tema / Notas de fondo / Noticias

Delitos robóticos


Por: Matías Werner @matiaswerner mwerner@diariojudicial.com

En un reportaje con Diario Judicial, el abogado, médico y catedrático Carlos Romeo Casabona planteó la discusión sobre la posibilidad de que los sistemas de inteligencia artificial respondan penalmente. Cómo está discutiendo la doctrina esta nueva problemática.


El avance de la tecnología provoca nuevas discusiones. Si con la Inteligencia Artificial se podrán hacer dictámenes en segundo cuando antes se tardaban semanas, también surgirán nuevas discusiones. En la era de los autos robotizados ¿ Quien responderá penalmente en caso de accidentes fatales? ¿ Quien diseño el auto o la empresa que la comercializa?

Cuestiones como esta fueron motivo de consulta en el reportaje al abogado y medico Carlos Romeo Casabona, quien dialogó con Diario Judicial lugo de dar la conferencia“Nuevas tecnologías y derecho, entre ellas identificadores de ADN para uso forense, ciberdelitos e inteligencia artificial y responsabilidad penal”, en el Instituto de la Magistratura de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN)

“La dogmática penal sobrevive. Estamos en una fase, quizás porque ha habido un agotamiento del desarrollo de la dogmática, que ha tenido su momento más fructífero a mediados del siglo XX, en dónde no hay creatividad y parece que ahora se encarga de destruir conceptos. En este momento se está comenzando a estudiar las TIC's, más en concreto la inteligencia artificial”, sostuvo Romeo Casabona al ser consultado sobre dónde está parada la dogmática penal en este escenario de avance tecnológico.

 

“Pongamos como ejemplo el de los vehículos de motor, han significado un progreso para toda la humanidad, pero también generan una gran cantidad de muertos en accidentes; ello no provocó la prohibición de los autos, sino que generó una mayor cantidad de controles. En caso de los robots, mutatis utandi, se podría hacer algo similar”,

 

El jurista español, titular de la Cátedra Interuniversitaria Diputación Foral de Bizkaia de Derecho y Genoma Humano, de la Universidad de Deusto y de la Universidad del País Vasco detalló que en los sistemas como los de IA, que permiten "autoreprogramarse", surge la incógnita acerca de, si en esos casos, los robots podrán ser penalmente responsables.

 

“Va a haber algo que va a fallar, que es la culpabilidad”, aseguró en diálogo con este medio. A su vez, esto trae aparejado que “al no poder aplicar el concepto de culpabilidad a un robot o a los sistemas inteligentes, porque la culpa es un concepto inherente al ser humano y no a las máquinas, por mas desarrolladas que estén”, se abre una nueva discusión que tendrá que ser tratada por la doctrina, aunque hay “my pocos especialistas qu que se ocupan de esto, confiesa,

¿Las alternativas giran en torno a eliminar el concepto de culpabilidad? “Creo que es algo muy peligroso, porque no sólo nos ayuda a delimitar el contenido del delito, sino que también constituye una garantía”, apunta Casabona, para quien ello sería "romper con todo".

“Debemos llegar a otras soluciones, que no pasan, por el momento, en hacer penalmente responsables a los sistemas inteligentes autónomos. Hay medidas que se pueden tomar antes. Creo que es el ser humano el que debe seguir siendo responsable penalmente, en la medida que lo pueda hacer. Pero tenemos construcciones de la dogmática que nos pueden ayudar a resolver la cuestión, como la posición de garante, los deberes especiales de supervisión, en los casos de las personas jurídicas”, sugirió el entrevistado.

El otro problema a resolver es si se pueden equiparar a las personas jurídicas con los sistemas inteligentes. La respuesta de Romeo Casabona es negativa, aunque entiende que sí se pueden “establecer con los criterios tradicionales, la responsabilidad del ser humano y en caso las respuestas pueden ser de otro tipo, como bloquear al sistema inteligente para que no vaya por su cuenta haciendo daño”.

Romeo Casabona, que se encuentra en Argentina ofreciendo conferencias en el marco del convenio de colaboración entre el Ministerio de Ciencia y Tecnología y la Asociación de Magistrados, promueve que se apliquen políticas de prevención en materia de Derecho Administrativo. “Pongamos como ejemplo el de los vehículos de motor, han significado un progreso para toda la humanidad, pero también generan una gran cantidad de muertos en accidentes; ello no provocó la prohibición de los autos, sino que generó una mayor cantidad de controles. En caso de los robots, mutatis utandi, se podría hacer algo similar”, postula.

Lea el reportaje completo en la sección Reportajes.

Relacionadas


"Los sistemas inteligentes no pueden responder penalmente"

Comentarios

Más notas de Reportajes


"Los sistemas inteligentes no pueden responder penalmente"


Los detractores del nuevo Código Contravencional


La prueba pericial informática


Sin trolls en las próximas elecciones


A dar la cara en Facebook y Twitter


Las reglas para despedir al empleado infiel