16 de Agosto de 2017

Edición 4350. ISSN 1667-8487

Próxima Actualizacion:
17 de Agosto de 2017

Volvió la Aduana Paralela II

20 años no es nada

Con el rechazo de un Recurso de Queja, Corte Suprema de Justicia dispuso que se siga investigando el caso de la "Aduana Paralela II" que data del año 1997. El programa "Telenoche Investiga" había dado a conocer una serie de cámaras ocultas que descubrían una red de contrabando supuestamente amparada por el juez federal Carlos Branca. El ex magistrado fue sobreseído por un tribunal oral, pero el caso todavía no está cerrado.

Carlos Branca
 Diario Judicial

Por: Diario Judicial


Como quien no quiere la cosa, hace unos días se conoció un fallo de la Corte que pasó más o menos desapercibido. En una simple carilla, los jueces Lorenzetti, Rosatti, Maqueda y Highton denegaron un recurso de queja en la causa Paolini, Marcelo s/ recurso de casación.

Con el muy habitual auxilio del artículo 280 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación, el Máximo Tribunal avaló un fallo de la Cámara Federal de Casación Penal, que en el año 2014 había ordenado la reapertura de la investigación de la otrora famosa causa conocida como “Aduana Paralela II”.

Para aquellos a los que el título les suena, pero que no recuerdan exactamente los hechos, vale la pena rememorar brevemente de qué se trata.

La primera Aduana Paralela fue la que investigó el ex juez Guillermo Tiscornia, con la Brigada de Quilmes de la Policía de la Provincia de Buenos Aires y con la recordada lucha a brazo partido con el tándem Parino / Cavallo.

La segunda vendría a ser la que aborda esta nota, que 20 años después vuelve a un tribunal oral con otros jueces, otros fiscales y con imputados más viejos.

La tercera es la que se inicia en octubre de 2016 con las detenciones ordenadas por el juez Marcelo Aguinsky de Oldemar "Cuki" Barreiro Laborda y otras 10 personas entre ellos funcionarios de altos cargos de la Aduana. Todos tienen ya procesamientos dictados por el juez y confirmados por la Cámara en lo Penal Económico. La causa está próxima a recibir el cierre del sumario y es inminente su elevación a la instancia oral y pública.

El escándalo de esta Aduana Paralela II estalló en 1997 a raíz de un programa de Canal 13, “Telenoche investiga”,  donde mediante cámaras ocultas y grabaciones telefónicas se desnudaba la trama de lo que se conoció como la “Aduana Paralela”.

De acuerdo a lo que se veía en la pantalla de TV y con el apoyo del testimonio del ex empleado de la Aduana arrepentido Marcelo Paolini, el juez federal Carlos Branca fue acusado de dar protección a una red de contrabandistas. Los acusados se dedicaban a traer mercadería desde Uruguay al aeropuerto de Ezeiza, en aviones alquilados.

 

 

El juez en lo Penal Económico Jorge Brugo ordenó la captura acusándolos de contrabando calificado y asociación ilícita. Once integrantes de la supuesta banda quedaron presos, incluyendo a Branca que luego de su remoción mediante juicio político fue detenido y pasó 10 meses de prisión en una celda de Gendarmería.

En octubre de 1998, el Tribunal Oral en lo Penal Económico 3, le permitió salir y permanecer en libertad hasta el juicio depositando una fianza de 30.000 dólares.

En noviembre de 2008, diez años después, el mismo tribunal oral, absolvió al ex magistrado y a los otros diez imputados, entre ellos un ex secretario del juzgado de Branca, Juan Carlos Pinto, un agente de la ex Policía Aeronáutica, pilotos, oficiales de pista y aduaneros.

El TOPE 3 no hizo lugar al pedido de la querella, la Aduana y la Fiscalía, que habían pedido cuatro años de prisión de cumplimiento efectivo para Carlos Branca y tres años de cárcel condicional para el "arrepentido" Marcelo Paolini.

El caso llegó finalmente a la Cámara Nacional de Casación Penal que ordenó seguir con las pesquisas pese a la decisión en contrario del Tribunal Oral. Esto motivó que la causa llegara a la Corte vía queja por el rechazo del Recurso Extraordinario Federal.

Veinte años después, el caso que ocasionó un perjuicio fiscal de varios millones de dólares, todavía no está cerrado.

 

Temas para pensar

Hasta acá los hechos, lo histórico, la crónica periodística y judicial de la época. Pero vale la pena este caso para intentar traer a debate algunos temas:

El arrepentido. Parece ser un tema actual, luego de la visita del juez Moro figura principal del “Lava Jato” brasileño, hasta del vernáculo Fariña, hoy en libertad como consecuencia de la información que le pudo aportar a la Justicia. Hoy en nuestro país tenemos la nueva Ley del Arrepentido, promulgada en noviembre de 2016, de la que todavía no se ven grandes frutos. ¿Hubiera sido distinto si en 1997 hubiera existido esta ley?

Los tiempos de la Justicia. Pasaron 20 años y todavía se seguirá investigando. Si los involucrados son culpables, se estuvieron muriendo de risa de la Justicia y de todos nosotros. Si son inocentes, el Estado Argentino les infringió un daño irreparable blandiendo una injusta Espada de Damocles sobre ellos. Esto sin contar los enormes recursos públicos invertidos en años y años de una bicicleta fija que gasta calorías pero que no llega a ningún lado. La Justicia lenta, no es Justicia.

El periodismo de investigación que abre causas judiciales. Es ya un lugar común decir que los tiempos periodísticos no son los tiempos judiciales. A la luz de lo que pasó en este caso es claro que la  brecha se hizo cada vez más amplia al punto tal de que si uno hoy le pregunta a un joven sobre el caso de la Aduana Paralela, no sabría de qué se trata. Sólo gracias a Google, y a que en esa época ya había vida digital, es que se puede reconstruir fácilmente, sin tener que invertir horas de hemeroteca. No sólo pasaron muchos años, sino que los medios abandonaron el tema. Hay otras urgencias informativas y de los actores de la época nadie se acuerda.

El valor y el uso de las cámaras ocultas. Hace 20 años, las cámaras ocultas al juez Branca y a otros de los acusados por la Aduana Paralela fueron un gran esfuerzo de producción. Estaba en tela de juicio, y a veces lo sigue estando, el valor judicial del material fílmico obtenido sin orden judicial. Hoy en día todo el mundo tiene un teléfono que filma y pueden aparecer imágenes de cualquier origen incorporadas a las causas judiciales.

 

 
Reportaje a Carlos Branca cuando estaba al borde del juicio político.
 
visitas

¿LE GUSTÓ LA NOTA?

SI: 100%
Muchas gracias por su participación
NO: 0%
¿En serio? haga click aquí y cuéntenos porque


Relacionadas:


Comentarios: