16 de Agosto de 2017

Edición 4350. ISSN 1667-8487

Próxima Actualizacion:
17 de Agosto de 2017

El año arrancó muy caliente en el Poder Judicial

La era de los jueces jubilados

El Consejo de la Magistratura libró oficios a los jueces mayores de 75 años para que informen en un plazo de 24 horas si iniciaron amparos para continuar en sus cargos. “Es una medida imprescindible para tomar cualquier decisión", recalcó Miguel Piedecasas. El fallo de la Corte Suprema se publicó en el Boletín Oficial y ya generó el primer coletazo: el juez Schiffrin presentó su renuncia y pidió un reemplazante. Carrió defendió a Servini de Cubría y atacó a Lorenzetti.

Plenario Donato 2017 Consejo
Crédito: Prensa Consejo de la Magistratura
Matías Werner

Por: Matías Werner


El fallo “Schiffrin” donde la Corte restableció la cláusula constitucional que exige que los jueces mayores de 75 años necesiten un nuevo acuerdo del Senado para continuar en funciones modificó la rutina del Consejo de la Magistratura. Recién empezado el Plenario, se informó que el oficio librado por el Máximo Tribunal para poner en conocimiento su decisión llegó a las oficinas de la calle Libertad y los consejeros pusieron manos a la obra.

La presidencia del Consejo, a cargo de Adriana Donato, requirió la lista preliminar de jueces cuya edad sea o supere los 75 y resolvió librar oficios a todos los que se encuentren en esa situación, para que informen si promovieron acción judicial cuestionando el artículo de la Constitución que la Corte, tras 18 años, declaró “constitucional”. Además, les pidió que indicaran “el estado procesal actuaciones”. 

Es decir, si cuentan con fallo a favor, si el mismo se encuentra firme o si fue apelado por el Estado Nacional, a los efectos de que el plenario “adopte la decisión que corresponda”. “Es una medida imprescindible para tomar cualquier decisión", justificó el consejero abogado Miguel Piedecasas.Los magistrados tendrán que contestar la intimación en un plazo perentorio de 24 horas

La decisión de la Corte ya cuenta con su primer “baja”. Se trata nada más ni nada menos que la de Leopoldo Schiffrin, el juez a quien la Corte le rechazó su presentación judicial para continuar después de los 75 años. Schiffrin presentó su renuncia y pidió que le designen un reemplazante. El ministro de Justicia, Germán Garavano, lo confirmó esta mañana en su cuenta de Twitter. El Consejo también está informado del asunto.

Los ojos puestos en Servini de Cubría

La jueza federal con competencia electoral, María Romilda Servini de Cubría, quien dijo que el fallo estaba “digitado”, ya recibió el oficio, suscripto por la titular del Consejo, Adriana Donato, donde le requiere que informe "en el plazo de 24 horas, si ha promovido acción judicial” cuestionando el artículo 99, inciso 4° de la Constitución Nacional, y en caso afirmativo, que acompañe copia del pronunciamiento obtenido “e indique circunstanciadamente el estado procesal de las actuaciones judiciales”.

Según pudo saber Diario Judicial, Servini cuenta con un fallo a favor dictado por un Juzgado Federal de Primera Instancia en la Seguridad Social. La sentencia se encuentra firme desde 2010 ya que el fallo no fue apelado por el Estado.  

La jueza federal tuvo una inesperada defensora. Se trata de la diputada de Cambiemos y titular de la Coalición Cívica Elisa Carrió. El fallo “Schiffrin” unió a ambas con un enemigo en común: Ricardo Lorenzetti.

Este miércoles, “Lilita” le remitió una carta al presidente de la Nación, Mauricio Macri, solicitándole que vuelva a designar a Schiffrin y aprovechó para saltar en defensa de Servini. En su misiva tampoco se privó de tirarle dardos al juez supremo, su objetivo predilecto en el último tiempo.

La legisladora opinó que la mayoría circunstancial de la Corte en la causa “tiene motivos que, a mi modo de ver, poco tienen que ver con el Derecho y la Justicia, pueda uno coincidir o no con el fondo de la sentencia, y con el límite de los 75 años". Carrió criticó que los ministros Horacio Rosatti y Juan Carlos Maqueda hayan estampado su firma en el fallo, habiendo sido ambos convencionales constituyentes –junto con la legisladora- que votaron la misma reforma.

El apartado especial es para Lorenzetti. “Estoy convencida que las razones del Presidente de la Corte son otras y de lo más espurias”, dijo en su carta, donde expresa sus coincidencias “con las declaraciones públicas de la jueza María Servini de Cubría” de que el fallo “está también digitado en su contra”.

“La Dra. Servini es la única Magistrada en todo el país que tiene abiertas investigaciones en las que está involucrado el Presidente de la Corte. La suscripta y miembros del partido al que pertenezco hace años que investigamos la corrupción en el Poder Judicial hemos realizados presentaciones judiciales y he conocido de otras como las que realizara el Dr. Monner Sans, todas fueron cerradas menos las que tramitan en el Juzgado Criminal y Correccional Federal N° 1 a cargo de Servini”, destacó Carrió.

Una de ellas es principalmente sensible: la que intenta indagar sobre presuntos sorteos “truchos” con el nuevo sistema informático del Poder Judicial. En septiembre del año pasado fue la propia magistrada quien ordenó allanar la Dirección de Informática del Consejo de la Magistratura.

Tal como era de prever, tras conocerse el fallo, la jueza Servini recibió numerosos planteos de nulidad en las últimas horas, en causas sensibles al poder. Al respecto, Carrió dijo sentirse preocupada porque una de las juezas que tiene a cargo “causas de gran impacto institucional” y que además tiene competencia electoral en la Ciudad de Buenos -en un año de elecciones legislativas- este sufriendo “chicanas judiciales” que “intentan socavar la legitimidad de su jurisdicción”.

visitas

¿LE GUSTÓ LA NOTA?

SI: 96%
Muchas gracias por su participación
NO: 4%
¿En serio? haga click aquí y cuéntenos porque


Relacionadas:


Comentarios: